Corriendo hacia una AmCham 3.0

Rodrigo Ballivián, el nuevo director ejecutivo de AmCham, sabe lo que se necesita para llegar a la meta. Como entusiasta corredor, ha completado cuatro maratones en la última década: Nueva York, Chicago, Berlín y Londres. Mientras se entrenaba para su quinta maratón en Boston el 16 de abril, estaba corriendo 10 kilómetros cada día hábil y 20 kilómetros los fines de semana.

“Los negocios son como una maratón, la mitad es entrenamiento y la [otra] mitad es mental”, señala el ejecutivo chileno.

Ballivián admite que ha sido un ascenso fuerte desde que asumió el 1 de abril de manos de Jaime Bazán, director de la Cámara por los últimos 15 años, pero lo está llevando todo a su ritmo. Con 30 años de experiencia en gestión de empresas multinacionales -su cargo anterior era de director gerente para América Latina del proveedor neoyorquino de tecnología de lotería Scientific Games Corporation-, Ballivián no es un extraño en lo que respecta a hacer negocios con Estados Unidos.

Además conoce los desafíos que enfrentan los exportadores chilenos tras haber sido presidente de la Asociación Nacional de Exportadores entre el 2002 y el 2004. Graduado de la Universidad Adolfo Ibáñez y con estudios de posgrado en negocios internacionales de la Universidad de Grenoble en Francia, Ballivián recientemente conversó con bUSiness CHILE en su nueva oficina en AmCham, en el segundo piso del Hotel Marriott de Santiago.

¿Por qué decidió unirse a la Cámara?

AmCham es la cámara de comercio internacional líder en Chile. Es la cámara más prestigiosa e influyente y tiene la mayor cantidad de miembros, cerca de 550 socios representados por sus principales ejecutivos, en su mayoría presidentes ejecutivos. El comercio bilateral de Chile con Estados Unidos también es el más grande de todos los países incluido China. De modo que no podría imaginarme un mejor entorno para trabajar y agregar valor desde mi experiencia profesional.

¿Cómo describiría la relación comercial de Chile con Estados Unidos?

Es una excelente relación que está creciendo cada día. Estamos muy optimistas porque los indicadores muestran que la economía estadounidense se está recuperando fuertemente, el desempleo está cayendo y los mercados bursátiles están en alza. Sume a esto el buen desempeño de la economía chilena, pese a la crisis externa, y nos encontramos en el mejor escenario posible. 

¿Cómo puede AmCham ayudar a fortalecer su relación?

En este nuevo escenario que enfrenta el mundo, los cambios económicos, sociales y culturales están ocurriendo mucho más rápidamente que hace cinco años. Entonces, necesitamos saltar de AmCham 2.0, que es lo que tenemos hoy en día, a AmCham 3.0 con el fin de proporcionar un mejor servicio a los actuales socios y de atraer a nuevos miembros. Necesitamos aumentar el rango de servicios que ofrecemos e incrementar tanto la cantidad como la calidad de nuestros socios. Esto está en línea con nuestra misión de aumentar los negocios entre Chile y Estados Unidos incluido el comercio bilateral y la inversión. Es importante destacar que esta es una misión en que todos ganan, estamos al servicio de las empresas chilenas, pero también ayudamos a empresas estadounidenses. Y esta misión calza perfectamente con la actitud del gobierno de Estados Unidos, que está tratando de crear empleos mediante el aumento del comercio internacional.

¿Qué nuevos servicios podría ofrecer AmCham a sus socios?

Nuestro objetivo es desarrollar estrategias y actividades que nos permitan anticipar las necesidades de nuestros miembros. No podemos esperar que ellos nos digan qué hacer; AmCham debería encabezar iniciativas para anticipar demandas y tendencias del mercado. Esto significa desarrollar nuevas herramientas comunicacionales e investigativas.

Actualmente usted forma parte del directorio del Consejo Nacional de Producción Limpia, ¿será esta un área prioritaria para la Cámara?

Uno de los principales enfoques de AmCham está puesto en la responsabilidad social empresarial y la sustentabilidad, que es parte de esta estrategia, incluye la producción limpia

¿Qué obstáculos enfrentan en la actualidad los exportadores chilenos en el mercado estadounidense?

El principal problema es la falta de conocimiento sobre este mercado. También hay una falta de conocimiento en Estados Unidos sobre cómo hacer negocios en Chile y las ventajas que ofrece. Por lo tanto, una de las maneras para incrementar el comercio es facilitar el acceso a la información.

Por supuesto, el intercambio comercial con Estados Unidos no significa la totalidad de los 50 estados juntos y cada estado representa diferentes oportunidades y desafíos. Con respecto a esto, planeamos aprovechar los actuales acuerdos con California y Massachusetts, mientras que Georgia también podría sumarse a esta lista en el futuro cercano.

Mirando una bola de cristal, ¿qué le gustaría haber logrado en AmCham dentro de los próximos 5 o 10 años?

Haber creado una metodología que le permita a AmCham continuar siendo la cámara de comercio líder en Chile en términos de calidad y servicios, y servir como modelo tanto de cámara como de empresa de servicios. La clave es desarrollar un modelo que mantenga a AmCham en la cresta de la ola en términos de las necesidades de nuestros socios.

Y ¿cómo lo hará?

Necesitamos ser sensibles a las tendencias de mercado en Chile y Estados Unidos, necesitamos empoderar a nuestro personal y escoger a la mejor gente, y necesitamos producir mejores investigaciones y estudios de mercado. Tenemos que comunicarnos con el mercado a través de medios tradicionales -medios escritos y audiovisuales-, pero también usando tecnología de comunicaciones de Internet. Las redes sociales serán una herramienta muy importante en esta estrategia.

Finalmente, en una nota más personal, ¿por qué corre maratones?

Para demostrarme que tengo la voluntad de terminar lo que he comenzado.

Comentarios